Tags

Related Posts

Share This



Té Rooibos Helado

En verano un buen Té helado es un gran aliado para soportar el calor sofocante de esta estación, es por ello que hoy les propongo un buen Té Rooibos Helado.

Té Rooibos Helado :

Colocar un par de cucharadas de hebras en una tetera, a la que añadirás aproximadamente un litro de agua a punto de hervor. Deja reposar unos cuatro minutos y luego lleva a una jarra, que irá directo al refrigerador.

Cuando el rooibos esté bien frío, debes servir. De más está decir, puedes probarlo como te guste: no queda nada mal con limón, menta, zumo de frutas y con tu endulzante preferido.

Enlace| Té Rooibos Helado